Logopedia

Una de las consecuencias más visibles del daño cerebral son las afectaciones de la comunicación, del lenguaje y de la voz, los trastornos de la alimentación y la deglución, así como la parálisis facial.

En ICTIA el logopeda se encarga de realizar una evaluación de todos esos aspectos de la comunicación y el lenguaje que están alterados (habla, audición, voz), con el objetivo de conseguir que la persona se comunique de una manera eficaz y efectiva con su entorno más inmediato.

La lectura y la escritura, constituyen un apartado importante de la rehabilitación del lenguaje, que en ocasiones no se tienen en cuenta pero que son fundamentales para el proceso de rehabilitación.

Foto logopeda

Las alteraciones de la comunicación más frecuentes que nos encontramos:

  • Alteraciones de la voz: disfonías hipofuncionales, hiperfuncionales, etc.).
  • Alteraciones del lenguaje (afasias).
  • Alteraciones del habla (disartria).
  • Alteraciones de la audición.

Por otra parte nos encontramos con los trastornos de la alimentación y la deglución que son sin duda aspectos poco conocidos de la rehabilitación logopédica.

Foto tratamiento logopédicoFoto tratamiento logopédico

Desde ICTIA intentamos dar una respuesta a estas alteraciones, a través de la evaluación y la intervención integral de las mismas. Es por eso que el equipo de logopedia está especializado en Motricidad Orofacial, un área que nos permite intervenir en aquellos trastornos de la esfera orofacial como pueden ser:

  • Hipofunción muscular (Atípia o Deglución Atípica).
  • Disfagia Orofaríngea.
  • Ronquido, Apnea Obstructiva del Sueño (AOS), Síndrome de Apnea Obstructiva del Sueño (SAOS).
  • Parálisis facial.
  • Alteraciones musculares derivadas de cirugías o traumatismo craneofaciales.
  • Reeducación de los reflejos orales, trastornos sensoriales.
  • Disfunciones velofaríngeas.
  • Algunas patologías de la voz de origen orgánico.
  • Trastornos del habla (disartria y Disglosias).
  • Etc.

Algunos ejemplos de rehabilitación logopédica:

  • Rehabilitación orofacial y miofuncional.
  • Rehabilitación de la comunicación y del lenguaje.